lunes, 24 de noviembre de 2014

PALABRA 48 DE 52: CONTANDO LAS SEMANAS




Esta semana vamos a ritmo de TANGO

Suenan las primeras notas 
nuestras manos hormiguean
las pupilas se dilatan
y una intensa atracción 
nos invita a aproximarnos
apasionado abrazo
 sensual danza arrebatadora
baile de persuasión
nuestros cuerpos enlazados
seducidas nuestras almas
¡Oh, Tango¡ qué tiene tu melodía
qué tus palabras
que nos envuelve y nos excita
llevados por la música
volamos sobre la pista
alrededor la nada
en el mundo solos tú y yo
y los acordes de un Tango.




13 comentarios:

Ester dijo...

Con los acordes de un tango se puede llenar un mundo. Abrazos

Carmen Andújar dijo...

Con tus palabras daban ganas de bailar al compás de un tango.
Un abrazo

Sindel dijo...

Impecable poema, que envuelve con aroma a tango e invita a bailar y perderse entre tus letras.
Un gusto leerte! Beso enorme.

Ilesin dijo...

Tenues sones de un tango que abraza la vida.
Besos

Maty dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Fanny Sinrima dijo...

Sí, sí; la música es tan evocadora que se alborota el alma y el cuerpo.
Me gustó tu forma de expresarlo.
Un abrazo.

Yessy kan dijo...

El tango es un baile de experiencia única, que involucra la sensualidad de la pareja.
!Lindos versos! =)
Un beso

G a b y* dijo...

Una bella descripción del cuerpo a cuerpo, que entre giros y pasos va componiendo la danza. El tango está allí, en tus letras, sensual, bien dispuesto, absolutamente entregado a su esencia. Muy bueno Leonor!
Besos!
Gaby*

Tracy dijo...

La música del tango incita a soñar con la unión de la persona amada.

Montserrat Sala dijo...

Wuuaau!!! Bellísimo verso Leonor. Mi mas sincera enhorabuena.

Neogéminis Mónica Frau dijo...

quién no se ha imaginado alguna vez eximio/a bailarín/a de esa danza tan sensual y seductora
=)

Musa dijo...

Muy bellos tus acordes.
Preciosa aportación.
Saludos

Pepe dijo...

El tango es una música que enerva los sentidos y que invita a la sensualidad. Por derecho propio, se ha ganado un lugar en la historia de la música.
Un fuerte abrazo.