miércoles, 8 de mayo de 2013

ESTE JUEVES: CORAZÓN CONTENTO





Tras varios brindis haciendo tintinear las lábiles copas de fino cristal, mostraban unos ojillos chispeantes, eran muy jóvenes, ellos guapísimos, con su primer traje de chaqueta y corbata que sus madres orgullosas habían inmortalizado antes de salir de casa, y ellas con su primer vestido largo y tacones, sintiéndose ya mayores cuando no eran más que unas tirillas a las que aún  les quedaba un largo camino que recorrer, y aquellas burbujas de champán que cosquilleaban sus ingenuos paladares. El alcohol estaba totalmente prohibido pero en esta ocasión tan especial les habían permitido unas pocas botellas  que ellos descorcharon como símbolo de su paso al mundo de los adultos, la universidad, su siguiente reto, era una insignia de madurez. Más que beberlo lo que pretendían era ver como un torrente de espuma saltaba por los aires con el  consabido escándalo de risas. Celebraban su graduación. Desde una esquina, una de las muchachas miraba a sus compañeros y un oleaje de recuerdos iba y venía evocando  tantos momentos vividos, desde la primaria ya habían pasado unos años.  Se acercó a ella uno de sus compañeros, un muchacho malote, un emperifollado gallito que había venido de Buenos Aires, con ese acento que le hacía tan atractivo a los ojos de las adolescentes y que henchía de ajonjolí el corazón de la joven.
-¿Vos, bella dama, me concedes..., le preguntó zalamero, y sin terminar la frase alargó la mano para tomar la de ella.
Ella sonrió y se levantó para encaminarse junto al dueño de sus suspiros al centro de la sala. Al finalizar la música se miraron fijamente y fue tan profunda su mirada que traspasó sus retinas sumiéndolos en una cómplice oscuridad, y en ese instante él le regaló un dulce beso. No había en el mundo dos corazones más contentos.





Muchos corazones contentos y llenos de alegría en casa de: SAN




25 comentarios:

emejota dijo...

Como todavía debo ser una romántica empedernida me ha gustado mucho, tu relato me ha retrotraído a tiempos muy lejanos. Bss.

Tracy dijo...

Ummmmmmmmmmm, la primera vez....

Montserrat Sala dijo...

Un relato enternecedor, de juveniles recuerdos. Me ha gustado mucho como lo cuentas. ¿Quizá con demasiadas palabras? Si se explica bien la historia sobran palabras y si faltan es que es explica menos bién. ¿Verdad?
Un abrazo

Teresa Oteo dijo...

Pues muy bonito tu relato aunque estés ñoña...
Un beso grande!

Juan Carlos dijo...

Tintineo y burbujas llevan a champán, indiscutiblemente, jeje. Yo hice uno siguiendo el orden y también fui a la misma idea.
Primer beso que deja a ambos chispeantes.
Besos, amiga.

Valaf dijo...

Romántico, romántico y bonito hasta decir basta, rediez cómo anda la convocatoria: os estáis saliendo.

A mi hijo mayor le toca justo eso dentro de unos días. No te digo que imagines cómo está porque lo has descrito a la perfección. Enhorabuena.

Un beso

Mar dijo...

Uf! El amor en plena efervescencia!
Que recuerdos me trajo tu relato, Leonor! Me gustó.

Bss.

Juan L. Trujillo dijo...

Locura, curiosidad, magia, audacia, timidez, veneración, miedo, temblor, todo eso que ocurre cuando el primer amor, nace.
Bello relato.
Saludos.

rosa_desastre dijo...

Como está mandao, historia de amor que acaba bien y con broche de beso.
¿que mas se puede pedir para estar contento?
Un besazo

Neogéminis dijo...

Muy ingeniosa y romántica manera de enlazar las palabras propuestas!...me llama la atención la acepción que utilizan por allí del vocablo "tirrillas". La he visto en la mayoría de los textos hasta ahora.
Un abrazo

Charo dijo...

Un relato fantástico, me ha encantado como has contado la historia. Qué bonitos recuerdos me ha hecho evocar....
Un beso

Lupe dijo...

Hola Leonor.

¡Qué bonito relato! Lo que dan de si las doce palabritas insinuadas por nuestra amiga San...

Me ha encantado eso de:el dueño de sus suspiros.

Un besote.

Lupe

Toni dijo...

Bien por la fiesta: no permitió que el Beso se perdiera.

Besos!

San dijo...

Que recuerdossssss Que momentos tan bonitos, ese sentirse mayor, ese dejarse llevar. Ayyyy! que romantica me has puesto jajaja. Muy lindo relato Leonor.
Un abrazo.

Fabián Madrid dijo...

Maravillosa historia de amoe. Un beso.

ibso dijo...

Solo quién no haya vivido algo así, o no lo recuerde (cosa bastante difícil), puede decir que no le gusta este relato. Evocas, estoy seguro de ello, un recuerdo muy hermoso para la mayoría de tus lectores. Bien construido y enlazadas las palabras propuestas.
Saludos.

Pepe dijo...

Bonito relato con la exposición de esos sueños juveniles, de esas primeras experiencias, de ese despertar a la vida.
Un fuerte abrazo.

G a b y* dijo...

Qué lindo relato, con la conserva la frescura de los jóvenes despertando a la vida, graduándose, dando sus pasos hacia la adultez.
Nunca falta el galán que se conquista a todas las chicas, ni la chica que sueña con que esos dichosos ojos se posen en en ella.
Muy buen trabajo con las palabritas, todo un desafío muy bien cumplido!
Besos:
Gaby*

Alfredo dijo...

Vaya guión de película de llorar, y encima argentino. Contra esos no tenemos nada que hacer los tirillas de por aquí. Pero bueno que corra el espumeante cava, que una graduación es una graduación.

Besos

Carmen Andújar dijo...

Una preciosa historia de amor de adolescentes, el final ya se verá, lo principal es disfrutar el momento.
Un abrazo

maria jose Moreno dijo...

Juventud divino tesoro y la primera, la mejor o no... según se mire. me encantó estar en tu casa. besos

Encarni dijo...

Dicen que la primavera es la mejor estación para los primeros amores, y si encima se graduan pues mejor que mejor, y que acabe en beso, pues se pone el broche final.

Un abrazo

*L* dijo...

Ohhhhhhhhh... Esos primeros amores, qué bonitos, ¿verdad? :)

Besos, Leonor.

miralunas dijo...

primer beso, sensual y musical como el ajonjolí!

romàntico y burbujeante-

lindo, leonor, lindo!

casss dijo...

"No había en el mundo dos corazones más contentos."

Hay ese porteño!! tuve algún enamorado a esa edad que vivía en Bs. As. Edad romántica, que tan bien nos has hecho revivir!

un fuerte abrazo